miércoles, 18 de noviembre de 2009

Doppelgenger



No se como empezar esto,
creo que quiero decir que el que escribe estas cosas no soy yo el Eliecer que la gran mayoría conoce,
si no que es otro ser que habita en mi interior,
que muy pocas personas conocen,
las personas que lo conocen es por que tal vez han leído mi blog o no se,
deben ser muy cercanas a mi para conocerlo,
es él el que me dice que escribir al igual que ahora lo hace me dicta,
es él el que sufre el que aprende las lecciones de la vida es él quien se siente solo,
el que llora lagrimas invisibles que a veces brotan por mis ojos pero nadie logra ver solo él y yo,
su agonía muchas veces me pasa la cuenta quisiera sacarlo de aquí dentro,
pero creo que sentiría vació que los demás no lo notarían por que jamás lo han notado.
Algunos han dicho que sus (él) escritos son como si los escribiese una fémina pero esos que han dicho eso que saben de lo que es sentir un ser así que incluso a veces desea matar o desaparecer, que quiere correr,
yo solo sigo una vida lo que suceda simplemente sucede pero el sufre las consecuencias de mis errores,
él antes pensaba que estaba solo que nadie lo comprendía que no existía nadie igual o similar,
luego conociendo algunas personas logro ver que no es así que hay personas que te entienden que aunque no veas que están hay si lo están, mas cerca de lo que crees,
que siempre han estado,
están y seguirán estando a tu lado no importándoles lo que suceda.
Mis escritos reflejan lo que él desea que el resto vea, que lo comprendan,
que lo entiendan y que le digan si esta lindo esta interesante,
pienso similar a ti o cosas así,
él lo vera y le ayudaran inmensamente las cosas que él escribe no las comenta con nadie solo están aquí en el blog,
tal vez me a hecho escribir estas cosas solo a unas bellísimas personas que pasan por cosas similares a él,
yo soy solo un envoltorio que lo contiene.

Que nombre le pondrias?

3 comentarios:

Luis :P dijo...

mmm...
ojala y fuese siempre aci xD

Favole dijo...

La sociedad nos permite mostrar alegria, euforia... incluso la tristeza esta volviéndose una moda mercantil... pero cosas como la ira y la inconformidad son prácticamente sensuradas. Esta civilizacion que castiga la individualidad y premia la uniformidad conforme nos obliga a plantarnos una máscara... El problema es que a veces usamos esa máscara por tanto tiempo que olvidamos quienes éramos debajo de ella... V.v

Mademoiselle Devilik dijo...

A diferencia de Favole, no creo que la sociedad nos impida demostrar la ira y la inconformidad, simplemente que nosotros mismos nos reprimimos, es todo, la ira se puede demostrar, ya que nosotros usemos máscaras es natural en nosotros somos camaleones de personalidad...